VACUNAS

Si proviene de países suramericanos considerados endémicos como Venezuela, Brasil Perú, Ecuador, Bolivia, Colombia, Panamá, las Guyanas o alguna nación africana deberá estar vacunado contra la fiebre amarilla como requisito fundamental para ingresar a Thailandia. El certificado de la fiebre amarilla debe estar avalado por el ministerio de sanidad de su respectivo país.

Esta vacuna debe aplicarse tope 10 días antes de tu viaje, es también una exigencia, de modo tal que si incumple esta norma la compañía aérea podría no dejarle subir al avión. El certificado de vacunación contra la fiebre amarilla es internacional y válido por 10 años de modo que le servirá para ingresar a cualquier otro país que lo exija, como por ejemplo Brasil.


Además de la fiebre amarilla hay vacunas altamente recomendables si se dirige a destinos rurales o cercanos a la frontera de Thailandia. En estos casos por prevención debería estar vacunado contra la Rabia, el Cólera, la Malaria y la Encefalitis Japonesa.


En general debería también estar vacunado contra la Hepatitis A, B, tétano, difteria y fiebre tifoidea.


Es importante que recuerde tomar siempre agua envasada pues el agua de ríos y fuentes puede que contenga minerales a los que su cuerpo no esté acostumbrado sentándole mal y siendo la causante de problemas estomacales.


Recuerde también que la gastronomía de este país es particularmente condimentada, por eso le recomendamos llevar un kit médico que contenga un protector estomacal para tomar cada mañana en ayunas así como pastillas para controlar las irritaciones estomacales y la diarrea en el caso de que su cuerpo no reaccione bien a los alimentos.


Para la mayor parte de las personas visitar Thailandia resulta una gran inversión, pues aunque el pasaje aéreo puede tener un costo elevado, el hospedaje en este país es realmente económico. Esto es una gran noticia, pues podrá darse el lujo de quedarte en hospedajes maravillosos, con todas las comodidades y altas medidas higiénicas, sin la necesidad de pagar demasiado.